¿Cuál es el ADN de la música de Juan Ingaramo?

Nacido en Córdoba, hijo de una familia de tangueros y jazzistas, Juan Ingaramo llegó al fútbol profesional a los 15 años, para luego pegar el volantazo con la música. A los 20 años, comenzó una profunda exploración musical que lo llevaría a revisar la identidad cultural pop del momento.

"Fui promotor, vendedor, tocábamos en los subtes y trenes. Eramos tres pibitos que tocábamos temas de Los Beatles. Una vez hicimos casi 1000 pesos en la idea y vuelta en el tren del Tigre. Hasta que un día vinieron unos vendedores pesados y nos dijeron 'Che, se bajan en la próxima o les rompemos todos los instrumentos'", recordó Ingaramo, que en ese momento estaba recién mudado en Buenos Aires. Esos comienzos marcaron una etapa de synth-pop influenciado por bandas como Miranda! o Babasónicos. También colaboró con artistas como Lito Nebbia e inclusive llegó a ser el baterista de la banda de Osvaldo Laport. 

A fines de 2018, recorrió Colombia para interiorizarse en ritmos caribeños y las nuevas propuestas de los productores de reggaetón. Cuando puso en promedio todas sus influencias, descubrió su faceta de música urbana, una que está explotando como mezcla entre lo pop, lo bailable y el trap latino. Ingaramo reconoce que no está metido en reproducir los estereotipos líricos del género y vuelca más poesía romántica a sus letras en lugar de las eternas alusiones al sexo o las fiestas. "Dentro de eso que se llama música urbana tampoco soy de manual. Es un lugar que me divierte. No lo pienso tanto. No es que armo la historia o el producto, soy como suena", admitió el músico.

Ese tipo de sinceridad se ve en su último lanzamiento, llamado "Casamiento", un single urbano dedicado a su pareja, Violeta Urtizberea. A ella también le atribuye su crecimiento como artista, ya que admite que Urtizberea le enseñó a relacionarse con las marcas y a difundir su trabajo.

En 2019 fue nominado a un Grammy Latino bajo la categoría "Mejor Artista Nuevo". La exploración de Ingaramo por encontrar un ritmo que se adapte a su identidad es un abanico de canciones con potencial de hits.

El Planeta Urbano se emite por IP todos los sábados a las 23 hs con la conducción de Luis Corbacho.

Nacido en Córdoba, hijo de una familia de tangueros y jazzistas, Juan Ingaramo llegó al fútbol profesional a los 15 años, para luego pegar el volantazo con la música. A los 20 años, comenzó una profunda exploración musical que lo llevaría a revisar la identidad cultural pop del momento.

"Fui promotor, vendedor, tocábamos en los subtes y trenes. Eramos tres pibitos que tocábamos temas de Los Beatles. Una vez hicimos casi 1000 pesos en la idea y vuelta en el tren del Tigre. Hasta que un día vinieron unos vendedores pesados y nos dijeron 'Che, se bajan en la próxima o les rompemos todos los instrumentos'", recordó Ingaramo, que en ese momento estaba recién mudado en Buenos Aires. Esos comienzos marcaron una etapa de synth-pop influenciado por bandas como Miranda! o Babasónicos. También colaboró con artistas como Lito Nebbia e inclusive llegó a ser el baterista de la banda de Osvaldo Laport. 

A fines de 2018, recorrió Colombia para interiorizarse en ritmos caribeños y las nuevas propuestas de los productores de reggaetón. Cuando puso en promedio todas sus influencias, descubrió su faceta de música urbana, una que está explotando como mezcla entre lo pop, lo bailable y el trap latino. Ingaramo reconoce que no está metido en reproducir los estereotipos líricos del género y vuelca más poesía romántica a sus letras en lugar de las eternas alusiones al sexo o las fiestas. "Dentro de eso que se llama música urbana tampoco soy de manual. Es un lugar que me divierte. No lo pienso tanto. No es que armo la historia o el producto, soy como suena", admitió el músico.

Ese tipo de sinceridad se ve en su último lanzamiento, llamado "Casamiento", un single urbano dedicado a su pareja, Violeta Urtizberea. A ella también le atribuye su crecimiento como artista, ya que admite que Urtizberea le enseñó a relacionarse con las marcas y a difundir su trabajo.

En 2019 fue nominado a un Grammy Latino bajo la categoría "Mejor Artista Nuevo". La exploración de Ingaramo por encontrar un ritmo que se adapte a su identidad es un abanico de canciones con potencial de hits.

El Planeta Urbano se emite por IP todos los sábados a las 23 hs con la conducción de Luis Corbacho.

Leer más
Placeholder del video