Placeholder de la imagen

Entrega de "material bélico" a Bolivia: Cómo llegó a manos de los golpistas

El gobierno de Bolivia denunció que durante la gestión de Mauricio Macri se entregó “material bélico” al régimen de Jeanine Áñez, con el que se reprimió a manifestantes que apoyaron a Evo Morales en 2019. El canciller del país vecino, Rogelio Mayta, presentó una carta en la que el comandante de la Fuerza Aérea “agradecía” a la Argentina por la “colaboración”.

En una entrevista con AM750, Mayta expresó la necesidad de que la Justicia boliviana esclarezca cómo se dio dicha negociación y comparó lo sucedido con el Plan Cóndor. "Quien deba ser procesado debe ser procesado por nuestras autoridades, en Bolivia no podemos dejar impune la masacre y la muerte de decenas de compatriotas", afirmó sobre lo que calificó como “delito de lesa humanidad”.

La ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, informó en Twitter que los jefes de las Fuerzas Federales deberán presentar un informe en las próximas 72 horas sobre cómo se dio el intercambio. Además, el titular de la cartera de Defensa, Agustín Rossi, utilizó la misma red para difundir el documento que dio cuenta de un cargamento que partió desde el Palomar hacia La Paz, el 12 de noviembre de 2019.

El embajador argentino en Bolivia, Ariel Basteiro, contó que el encargado de ordenar el traslado del armamento habría sido el expresidente Mauricio Macri en un avión Hércules de la Fuerza Aérea. Además, puntualizó que por el tipo de municiones entregadas, que suele utilizar la Gendarmería Nacional, la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, sería partícipe necesaria. En dicha aeronave regresaron a Buenos Aires los periodistas agredidos durante las manifestaciones.

El caso de Menem, Ecuador y Yugoslavia

La grave denuncia contra Mauricio Macri despertó el recuerdo de lo que sucedió hace casi tres décadas, cuando el expresidente Carlos Saúl Menem firmó tres decretos secretos mediante los cuales autorizó la venta de armas de guerra a Panamá y Venezuela, países que no habían pedido el cargamento bélico. Los elementos manufacturados en la Fábrica Militar de Río Tercero terminaron como propiedad de los ejércitos croata, bosnio y ecuatoriano y fueron empleados en las guerras que dichas naciones llevaban adelante.

Entrega de "material bélico" a Bolivia: Cómo llegó a manos de los golpistas

El gobierno de Bolivia denunció que durante la gestión de Mauricio Macri se entregó “material bélico” al régimen de Jeanine Áñez, con el que se reprimió a manifestantes que apoyaron a Evo Morales en 2019. El canciller del país vecino, Rogelio Mayta, presentó una carta en la que el comandante de la Fuerza Aérea “agradecía” a la Argentina por la “colaboración”.

En una entrevista con AM750, Mayta expresó la necesidad de que la Justicia boliviana esclarezca cómo se dio dicha negociación y comparó lo sucedido con el Plan Cóndor. "Quien deba ser procesado debe ser procesado por nuestras autoridades, en Bolivia no podemos dejar impune la masacre y la muerte de decenas de compatriotas", afirmó sobre lo que calificó como “delito de lesa humanidad”.

La ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, informó en Twitter que los jefes de las Fuerzas Federales deberán presentar un informe en las próximas 72 horas sobre cómo se dio el intercambio. Además, el titular de la cartera de Defensa, Agustín Rossi, utilizó la misma red para difundir el documento que dio cuenta de un cargamento que partió desde el Palomar hacia La Paz, el 12 de noviembre de 2019.

El embajador argentino en Bolivia, Ariel Basteiro, contó que el encargado de ordenar el traslado del armamento habría sido el expresidente Mauricio Macri en un avión Hércules de la Fuerza Aérea. Además, puntualizó que por el tipo de municiones entregadas, que suele utilizar la Gendarmería Nacional, la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, sería partícipe necesaria. En dicha aeronave regresaron a Buenos Aires los periodistas agredidos durante las manifestaciones.

El caso de Menem, Ecuador y Yugoslavia

La grave denuncia contra Mauricio Macri despertó el recuerdo de lo que sucedió hace casi tres décadas, cuando el expresidente Carlos Saúl Menem firmó tres decretos secretos mediante los cuales autorizó la venta de armas de guerra a Panamá y Venezuela, países que no habían pedido el cargamento bélico. Los elementos manufacturados en la Fábrica Militar de Río Tercero terminaron como propiedad de los ejércitos croata, bosnio y ecuatoriano y fueron empleados en las guerras que dichas naciones llevaban adelante.

El gobierno de Bolivia denunció que durante la gestión de Mauricio Macri se entregó “material bélico” al régimen de Jeanine Áñez, con el que se reprimió a manifestantes que apoyaron a Evo Morales en 2019. El canciller del país vecino, Rogelio Mayta, presentó una carta en la que el comandante de la Fuerza Aérea “agradecía” a la Argentina por la “colaboración”.

En una entrevista con AM750, Mayta expresó la necesidad de que la Justicia boliviana esclarezca cómo se dio dicha negociación y comparó lo sucedido con el Plan Cóndor. "Quien deba ser procesado debe ser procesado por nuestras autoridades, en Bolivia no podemos dejar impune la masacre y la muerte de decenas de compatriotas", afirmó sobre lo que calificó como “delito de lesa humanidad”.

La ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, informó en Twitter que los jefes de las Fuerzas Federales deberán presentar un informe en las próximas 72 horas sobre cómo se dio el intercambio. Además, el titular de la cartera de Defensa, Agustín Rossi, utilizó la misma red para difundir el documento que dio cuenta de un cargamento que partió desde el Palomar hacia La Paz, el 12 de noviembre de 2019.

El embajador argentino en Bolivia, Ariel Basteiro, contó que el encargado de ordenar el traslado del armamento habría sido el expresidente Mauricio Macri en un avión Hércules de la Fuerza Aérea. Además, puntualizó que por el tipo de municiones entregadas, que suele utilizar la Gendarmería Nacional, la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, sería partícipe necesaria. En dicha aeronave regresaron a Buenos Aires los periodistas agredidos durante las manifestaciones.

El caso de Menem, Ecuador y Yugoslavia

La grave denuncia contra Mauricio Macri despertó el recuerdo de lo que sucedió hace casi tres décadas, cuando el expresidente Carlos Saúl Menem firmó tres decretos secretos mediante los cuales autorizó la venta de armas de guerra a Panamá y Venezuela, países que no habían pedido el cargamento bélico. Los elementos manufacturados en la Fábrica Militar de Río Tercero terminaron como propiedad de los ejércitos croata, bosnio y ecuatoriano y fueron empleados en las guerras que dichas naciones llevaban adelante.

Leer más