Placeholder del video

¿Cómo fue la extinción más grande que vivió nuestro planeta?

No fue un meteorito lo que produjo la extinción de los dinosaurios hace 66 millones de años: fue un fragmento de un cometa proveniente de la nube de Oort, en los confines del sistema solar. Así lo afirma un nuevo estudio de la universidad de Harvard.

Pero, más allá de esta novedosa teoría, existió una extinción mucho más terrible y devastadora en nuestro planeta, conocida como la "Gran mortandad". Esta extinción masiva del pérmico ocurrió hace 250 millones de años.

Lo curioso es que no fue en una época en la que la vida en la tierra era frágil, solo con microorganismos simples y bacterias; la vida florecía en cada rincón del planeta: miles de especies de plantas y animales habitaron y se adaptaron a los climas más diversos en aire, agua y tierra. En este período los reptiles y sinápsidos (los parientes lejanos de los mamíferos) dominaban el paisaje en la tierra, y peces y trilobites en el mar.

No se sabe con precisión cómo se produjo la extinción más grande de la historia de nuestro planeta, pero los científicos se inclinan por una combinación entre cambio climático y una gran actividad volcánica que acabó con el 96% de las especies marinas y el 70% de los vertebrados terrestres. Nunca antes, ni después, la vida en la Tierra estuvo al borde del apocalipsis como en ese tiempo. Y esto nos lleva a pensar: en la actualidad, es la primera vez en la historia que en nuestro planeta hay una especie responsable de cambios tan agresivos en el medio ambiente: ¿quiénes? Los seres humanos. Las extinciones siempre fueron a causa de factores naturales, esperemos que los humanos no la aceleren (y que suceda dentro de muchos años).

¿Cómo fue la extinción más grande que vivió nuestro planeta?

No fue un meteorito lo que produjo la extinción de los dinosaurios hace 66 millones de años: fue un fragmento de un cometa proveniente de la nube de Oort, en los confines del sistema solar. Así lo afirma un nuevo estudio de la universidad de Harvard.

Pero, más allá de esta novedosa teoría, existió una extinción mucho más terrible y devastadora en nuestro planeta, conocida como la "Gran mortandad". Esta extinción masiva del pérmico ocurrió hace 250 millones de años.

Lo curioso es que no fue en una época en la que la vida en la tierra era frágil, solo con microorganismos simples y bacterias; la vida florecía en cada rincón del planeta: miles de especies de plantas y animales habitaron y se adaptaron a los climas más diversos en aire, agua y tierra. En este período los reptiles y sinápsidos (los parientes lejanos de los mamíferos) dominaban el paisaje en la tierra, y peces y trilobites en el mar.

No se sabe con precisión cómo se produjo la extinción más grande de la historia de nuestro planeta, pero los científicos se inclinan por una combinación entre cambio climático y una gran actividad volcánica que acabó con el 96% de las especies marinas y el 70% de los vertebrados terrestres. Nunca antes, ni después, la vida en la Tierra estuvo al borde del apocalipsis como en ese tiempo. Y esto nos lleva a pensar: en la actualidad, es la primera vez en la historia que en nuestro planeta hay una especie responsable de cambios tan agresivos en el medio ambiente: ¿quiénes? Los seres humanos. Las extinciones siempre fueron a causa de factores naturales, esperemos que los humanos no la aceleren (y que suceda dentro de muchos años).

No fue un meteorito lo que produjo la extinción de los dinosaurios hace 66 millones de años: fue un fragmento de un cometa proveniente de la nube de Oort, en los confines del sistema solar. Así lo afirma un nuevo estudio de la universidad de Harvard.

Pero, más allá de esta novedosa teoría, existió una extinción mucho más terrible y devastadora en nuestro planeta, conocida como la "Gran mortandad". Esta extinción masiva del pérmico ocurrió hace 250 millones de años.

Lo curioso es que no fue en una época en la que la vida en la tierra era frágil, solo con microorganismos simples y bacterias; la vida florecía en cada rincón del planeta: miles de especies de plantas y animales habitaron y se adaptaron a los climas más diversos en aire, agua y tierra. En este período los reptiles y sinápsidos (los parientes lejanos de los mamíferos) dominaban el paisaje en la tierra, y peces y trilobites en el mar.

No se sabe con precisión cómo se produjo la extinción más grande de la historia de nuestro planeta, pero los científicos se inclinan por una combinación entre cambio climático y una gran actividad volcánica que acabó con el 96% de las especies marinas y el 70% de los vertebrados terrestres. Nunca antes, ni después, la vida en la Tierra estuvo al borde del apocalipsis como en ese tiempo. Y esto nos lleva a pensar: en la actualidad, es la primera vez en la historia que en nuestro planeta hay una especie responsable de cambios tan agresivos en el medio ambiente: ¿quiénes? Los seres humanos. Las extinciones siempre fueron a causa de factores naturales, esperemos que los humanos no la aceleren (y que suceda dentro de muchos años).

Leer más