Guadalupe Lucero: un hombre aseguró que mató a la niña que se encuentra desaparecida desde 2021

Un hombre de 25 años con esquizofrenia se presentó ante la policía y confesó que mato a la niña de 5 años. Habría indicado el lugar donde enterró el cuerpo.

Placeholder del video

Luego de que comenzara la reconstrucción del último día en el que Guadalupe Lucero fue vista con vida, un hombre se presentó ante la comisaría segunda de San Luis y confesó que mató a la menor. Tras la declaración, la policía local inició rastrillajes en Potrero de los Funes, lugar que el presunto asesino marcó como el sitio donde enterró los restos de Guadalupe.

A la medianoche del miércoles, un hombre de 25 años se presentó ante la Policía y aseguró que mató a la nena de 5 años, que es buscada desde hace más de un año en San Luis. El sujeto habría brindado detalles de cómo cometió el crimen y dónde habría enterrado el cuerpo de la víctima. Al trascender la información, los padres y abuelos de la nena acudieron a la dependencia policial junto con la fiscal Virginia Palacios.

Según la prensa local, se trata de un hombre con esquizofrenia por lo que su madre presentó un certificado firmado por un psiquiatra donde se acredita que el joven está bajo tratamiento farmacológico. 

La reconstrucción de los hechos

A un año de la desaparición de Guadalupe Lucero, este 29 de junio comenzó la reconstrucción del última día en que fue vista con vida en San Luis. El operativo estuvo a cargo de Gendarmería Nacional y tuvo como objetivo relevar situaciones en tiempo real en la denominada zona "0" para recrear el momento exacto en que desapareció la nena de 5 años. 

A partir del pedido del fiscal federal Cristian Rachid, la reconstrucción de lo ocurrido hace un año atrás estuvo a cargo de 200 efectivos de diferentes divisiones policiales de la provincia de San Luis junto a 15 gendarmes. El personal acudió al barrio 500 Viviendas y recreó desde el momento en que la familia estaba festejando un cumpleaños hasta la desaparición de Guadalupe.

Un año de investigación sin pistas

Ante la posibilidad de que existan delitos federales como la trata de personas, el caso de Guadalupe es investigado por la Policía Federal. No obstante, a un año de iniciada la búsqueda de la niña no se encontraron pistas firmes.

A fines de abril, por pedido del fiscal de la causa, Cristian Rachidcerca de 100 gendarmes hicieron nuevos rastrillajes en un predio de 60 hectáreas cercano a la zona donde la menor fue vista por última vez. Allí, los efectivos encontraron restos óseos de animales y prendas de vestir que no pertenecen a Guadalupe, según pudieron constatar sus padres.

En los últimos meses se desarrollaron 180 líneas de investigación en varias partes del país, se llevaron adelante más de 400 allanamientos y se secuestraron y peritaron más de 100 celulares, pero no hubo avances. También declararon 600 testigos y se hicieron 1.221 rastrillajes sin resultados significativos.

Desde septiembre del año pasado el Ministerio de Seguridad de la Nación dispuso que la recompensa para quienes aporten datos útiles para la investigación será de 5 millones de pesos. Además, hay una alerta amarilla de Interpol activa en todo el mundo para dar con el paradero la niña.

Quienes puedan suministrar información deben comunicarse telefónicamente a la línea 134 establecida desde el Ministerio de Seguridad como la vía exclusiva para el caso.

Guadalupe Lucero: un hombre aseguró que mató a la niña que se encuentra desaparecida desde 2021

Luego de que comenzara la reconstrucción del último día en el que Guadalupe Lucero fue vista con vida, un hombre se presentó ante la comisaría segunda de San Luis y confesó que mató a la menor. Tras la declaración, la policía local inició rastrillajes en Potrero de los Funes, lugar que el presunto asesino marcó como el sitio donde enterró los restos de Guadalupe.

A la medianoche del miércoles, un hombre de 25 años se presentó ante la Policía y aseguró que mató a la nena de 5 años, que es buscada desde hace más de un año en San Luis. El sujeto habría brindado detalles de cómo cometió el crimen y dónde habría enterrado el cuerpo de la víctima. Al trascender la información, los padres y abuelos de la nena acudieron a la dependencia policial junto con la fiscal Virginia Palacios.

Según la prensa local, se trata de un hombre con esquizofrenia por lo que su madre presentó un certificado firmado por un psiquiatra donde se acredita que el joven está bajo tratamiento farmacológico. 

La reconstrucción de los hechos

A un año de la desaparición de Guadalupe Lucero, este 29 de junio comenzó la reconstrucción del última día en que fue vista con vida en San Luis. El operativo estuvo a cargo de Gendarmería Nacional y tuvo como objetivo relevar situaciones en tiempo real en la denominada zona "0" para recrear el momento exacto en que desapareció la nena de 5 años. 

A partir del pedido del fiscal federal Cristian Rachid, la reconstrucción de lo ocurrido hace un año atrás estuvo a cargo de 200 efectivos de diferentes divisiones policiales de la provincia de San Luis junto a 15 gendarmes. El personal acudió al barrio 500 Viviendas y recreó desde el momento en que la familia estaba festejando un cumpleaños hasta la desaparición de Guadalupe.

Un año de investigación sin pistas

Ante la posibilidad de que existan delitos federales como la trata de personas, el caso de Guadalupe es investigado por la Policía Federal. No obstante, a un año de iniciada la búsqueda de la niña no se encontraron pistas firmes.

A fines de abril, por pedido del fiscal de la causa, Cristian Rachidcerca de 100 gendarmes hicieron nuevos rastrillajes en un predio de 60 hectáreas cercano a la zona donde la menor fue vista por última vez. Allí, los efectivos encontraron restos óseos de animales y prendas de vestir que no pertenecen a Guadalupe, según pudieron constatar sus padres.

En los últimos meses se desarrollaron 180 líneas de investigación en varias partes del país, se llevaron adelante más de 400 allanamientos y se secuestraron y peritaron más de 100 celulares, pero no hubo avances. También declararon 600 testigos y se hicieron 1.221 rastrillajes sin resultados significativos.

Desde septiembre del año pasado el Ministerio de Seguridad de la Nación dispuso que la recompensa para quienes aporten datos útiles para la investigación será de 5 millones de pesos. Además, hay una alerta amarilla de Interpol activa en todo el mundo para dar con el paradero la niña.

Quienes puedan suministrar información deben comunicarse telefónicamente a la línea 134 establecida desde el Ministerio de Seguridad como la vía exclusiva para el caso.

Luego de que comenzara la reconstrucción del último día en el que Guadalupe Lucero fue vista con vida, un hombre se presentó ante la comisaría segunda de San Luis y confesó que mató a la menor. Tras la declaración, la policía local inició rastrillajes en Potrero de los Funes, lugar que el presunto asesino marcó como el sitio donde enterró los restos de Guadalupe.

A la medianoche del miércoles, un hombre de 25 años se presentó ante la Policía y aseguró que mató a la nena de 5 años, que es buscada desde hace más de un año en San Luis. El sujeto habría brindado detalles de cómo cometió el crimen y dónde habría enterrado el cuerpo de la víctima. Al trascender la información, los padres y abuelos de la nena acudieron a la dependencia policial junto con la fiscal Virginia Palacios.

Según la prensa local, se trata de un hombre con esquizofrenia por lo que su madre presentó un certificado firmado por un psiquiatra donde se acredita que el joven está bajo tratamiento farmacológico. 

La reconstrucción de los hechos

A un año de la desaparición de Guadalupe Lucero, este 29 de junio comenzó la reconstrucción del última día en que fue vista con vida en San Luis. El operativo estuvo a cargo de Gendarmería Nacional y tuvo como objetivo relevar situaciones en tiempo real en la denominada zona "0" para recrear el momento exacto en que desapareció la nena de 5 años. 

A partir del pedido del fiscal federal Cristian Rachid, la reconstrucción de lo ocurrido hace un año atrás estuvo a cargo de 200 efectivos de diferentes divisiones policiales de la provincia de San Luis junto a 15 gendarmes. El personal acudió al barrio 500 Viviendas y recreó desde el momento en que la familia estaba festejando un cumpleaños hasta la desaparición de Guadalupe.

Un año de investigación sin pistas

Ante la posibilidad de que existan delitos federales como la trata de personas, el caso de Guadalupe es investigado por la Policía Federal. No obstante, a un año de iniciada la búsqueda de la niña no se encontraron pistas firmes.

A fines de abril, por pedido del fiscal de la causa, Cristian Rachidcerca de 100 gendarmes hicieron nuevos rastrillajes en un predio de 60 hectáreas cercano a la zona donde la menor fue vista por última vez. Allí, los efectivos encontraron restos óseos de animales y prendas de vestir que no pertenecen a Guadalupe, según pudieron constatar sus padres.

En los últimos meses se desarrollaron 180 líneas de investigación en varias partes del país, se llevaron adelante más de 400 allanamientos y se secuestraron y peritaron más de 100 celulares, pero no hubo avances. También declararon 600 testigos y se hicieron 1.221 rastrillajes sin resultados significativos.

Desde septiembre del año pasado el Ministerio de Seguridad de la Nación dispuso que la recompensa para quienes aporten datos útiles para la investigación será de 5 millones de pesos. Además, hay una alerta amarilla de Interpol activa en todo el mundo para dar con el paradero la niña.

Quienes puedan suministrar información deben comunicarse telefónicamente a la línea 134 establecida desde el Ministerio de Seguridad como la vía exclusiva para el caso.

Ver más
Ver más