Variante Ómicron: Francia y Estados Unidos confirmaron los primeros casos

Francia y Estados Unidos confirmaron la llegada de la variante Ómicron de COVID-19 a sus territorios con dos casos en París y San Francisco. En ambos casos son viajeros que llegaron desde África.

Placeholder del video

Francia y Estados Unidos confirmaron la llegada de la variante Ómicron de COVID-19 a sus territorios luego de que una persona diera positivo en París y otra en San Francisco respectivamente. Las autoridades sanitarias de los países indicaron que en ambos casos se trató de viajeros que volvían de África y fueron detectados como positivos en los testeos de rutina. Tanto Europa como Estados Unidos buscan ampliar las restricciones a vuelos desde el continente africano, para evitar la propagación inmediata de la nueva mutación del virus. 

El primer caso de Ómicron en Francia

El Ministerio de Salud francés confirmó el primer caso de contagio por coronavirus con variante Ómicron, en un hombre que se realizó el test el 25 de noviembre. Las autoridades sanitarias detallaron que el individuo tiene de 50 a 60 años y reside en la localidad de Seine et Marne. Además, explicaron que el hombre había vuelto a Francia luego de realizar un viaje por Nigeria, lo que promovió su testeo contra el coronavirus y posterior detección positiva con la variante. El comunicado oficial de la Agencia Regional de Sanidad (ARS) de Ile-de-France, aclaró que el individuo estaba acompañado por su pareja, una mujer que también fue detectada con COVID-19, pero aún no se sabe si generó la mutación. El parte médico también indicó que los dos pasajeros no tuvieron síntomas al llegar a Francia y que ninguno de los dos estaba vacunado. Ambos permanecen aislados cumpliendo cuarentena en su domicilio. 

El primer caso de Ómicron en Estados Unidos

El primer contagiado de la variante Ómicron en Estados Unidos fue una persona de California, que volvió de Sudáfrica el 22 de noviembre. Las autoridades médicas detallaron que el hombre está vacunado con dos dosis, sin un tercer refuerzo y por el momento tuvo síntomas leves. El Asesor Médico en Jefe de la Casa Blanca, Anthony Fauci, declaró a la prensa que el paciente está en cuarentena y sus contactos cercanos fueron testeados con resultados negativos. “Sabíamos que era cuestión de tiempo que el primer caso de ómicron fuera detectado en Estados Unidos”, dijo Fauci y agregó que aún "no hay suficiente información", sobre una posible mayor gravedad de Ómicron. Además, el epidemiólogo adelantó que los investigadores norteamericanos continúan estudiando la nueva mutación de coronavirus y que habrá nuevos resultados de su impacto en un período de dos a cuatro semanas. Por último, Fauci remarcó la necesidad de que las personas no vacunadas se inmunicen y que la población mantenga las medidas sanitarias ya conocidas, como el uso de barbijos en lugares cerrados. 

Restricción de vuelos desde África

Tanto Estados Unidos como Francia dictaminaron restricciones a los vuelos desde el continente africano para retrasar lo máximo posible la propagación de la variante Ómicron. En el caso norteamericano, Fauci explicó que exigirán una prueba de COVID-19 a los viajeros que lleguen al país desde África, sin importar si estuvieran vacunados o no. Además, las autoridades sanitarias evalúan la obligatoriedad de pruebas virales luego de la llegada, junto con una cuarentena de siete días. Por otra parte, Francia prolongó la suspensión de todos los vuelos con siete países de África: Botsuana, Mozambique, Zimbawe, Sudáfrica, Namibia, Lesoto y Esuatini. El Ministerio de Salud francés indicó que estudia un protocolo especial para la reanudación de estos vuelos, que incluirá el aislamiento de cada viajero por siete días y los test obligatorios al aterrizar. 

 

 

 

 

Variante Ómicron: Francia y Estados Unidos confirmaron los primeros casos

Francia y Estados Unidos confirmaron la llegada de la variante Ómicron de COVID-19 a sus territorios luego de que una persona diera positivo en París y otra en San Francisco respectivamente. Las autoridades sanitarias de los países indicaron que en ambos casos se trató de viajeros que volvían de África y fueron detectados como positivos en los testeos de rutina. Tanto Europa como Estados Unidos buscan ampliar las restricciones a vuelos desde el continente africano, para evitar la propagación inmediata de la nueva mutación del virus. 

El primer caso de Ómicron en Francia

El Ministerio de Salud francés confirmó el primer caso de contagio por coronavirus con variante Ómicron, en un hombre que se realizó el test el 25 de noviembre. Las autoridades sanitarias detallaron que el individuo tiene de 50 a 60 años y reside en la localidad de Seine et Marne. Además, explicaron que el hombre había vuelto a Francia luego de realizar un viaje por Nigeria, lo que promovió su testeo contra el coronavirus y posterior detección positiva con la variante. El comunicado oficial de la Agencia Regional de Sanidad (ARS) de Ile-de-France, aclaró que el individuo estaba acompañado por su pareja, una mujer que también fue detectada con COVID-19, pero aún no se sabe si generó la mutación. El parte médico también indicó que los dos pasajeros no tuvieron síntomas al llegar a Francia y que ninguno de los dos estaba vacunado. Ambos permanecen aislados cumpliendo cuarentena en su domicilio. 

El primer caso de Ómicron en Estados Unidos

El primer contagiado de la variante Ómicron en Estados Unidos fue una persona de California, que volvió de Sudáfrica el 22 de noviembre. Las autoridades médicas detallaron que el hombre está vacunado con dos dosis, sin un tercer refuerzo y por el momento tuvo síntomas leves. El Asesor Médico en Jefe de la Casa Blanca, Anthony Fauci, declaró a la prensa que el paciente está en cuarentena y sus contactos cercanos fueron testeados con resultados negativos. “Sabíamos que era cuestión de tiempo que el primer caso de ómicron fuera detectado en Estados Unidos”, dijo Fauci y agregó que aún "no hay suficiente información", sobre una posible mayor gravedad de Ómicron. Además, el epidemiólogo adelantó que los investigadores norteamericanos continúan estudiando la nueva mutación de coronavirus y que habrá nuevos resultados de su impacto en un período de dos a cuatro semanas. Por último, Fauci remarcó la necesidad de que las personas no vacunadas se inmunicen y que la población mantenga las medidas sanitarias ya conocidas, como el uso de barbijos en lugares cerrados. 

Restricción de vuelos desde África

Tanto Estados Unidos como Francia dictaminaron restricciones a los vuelos desde el continente africano para retrasar lo máximo posible la propagación de la variante Ómicron. En el caso norteamericano, Fauci explicó que exigirán una prueba de COVID-19 a los viajeros que lleguen al país desde África, sin importar si estuvieran vacunados o no. Además, las autoridades sanitarias evalúan la obligatoriedad de pruebas virales luego de la llegada, junto con una cuarentena de siete días. Por otra parte, Francia prolongó la suspensión de todos los vuelos con siete países de África: Botsuana, Mozambique, Zimbawe, Sudáfrica, Namibia, Lesoto y Esuatini. El Ministerio de Salud francés indicó que estudia un protocolo especial para la reanudación de estos vuelos, que incluirá el aislamiento de cada viajero por siete días y los test obligatorios al aterrizar. 

 

 

 

 

Francia y Estados Unidos confirmaron la llegada de la variante Ómicron de COVID-19 a sus territorios luego de que una persona diera positivo en París y otra en San Francisco respectivamente. Las autoridades sanitarias de los países indicaron que en ambos casos se trató de viajeros que volvían de África y fueron detectados como positivos en los testeos de rutina. Tanto Europa como Estados Unidos buscan ampliar las restricciones a vuelos desde el continente africano, para evitar la propagación inmediata de la nueva mutación del virus. 

El primer caso de Ómicron en Francia

El Ministerio de Salud francés confirmó el primer caso de contagio por coronavirus con variante Ómicron, en un hombre que se realizó el test el 25 de noviembre. Las autoridades sanitarias detallaron que el individuo tiene de 50 a 60 años y reside en la localidad de Seine et Marne. Además, explicaron que el hombre había vuelto a Francia luego de realizar un viaje por Nigeria, lo que promovió su testeo contra el coronavirus y posterior detección positiva con la variante. El comunicado oficial de la Agencia Regional de Sanidad (ARS) de Ile-de-France, aclaró que el individuo estaba acompañado por su pareja, una mujer que también fue detectada con COVID-19, pero aún no se sabe si generó la mutación. El parte médico también indicó que los dos pasajeros no tuvieron síntomas al llegar a Francia y que ninguno de los dos estaba vacunado. Ambos permanecen aislados cumpliendo cuarentena en su domicilio. 

El primer caso de Ómicron en Estados Unidos

El primer contagiado de la variante Ómicron en Estados Unidos fue una persona de California, que volvió de Sudáfrica el 22 de noviembre. Las autoridades médicas detallaron que el hombre está vacunado con dos dosis, sin un tercer refuerzo y por el momento tuvo síntomas leves. El Asesor Médico en Jefe de la Casa Blanca, Anthony Fauci, declaró a la prensa que el paciente está en cuarentena y sus contactos cercanos fueron testeados con resultados negativos. “Sabíamos que era cuestión de tiempo que el primer caso de ómicron fuera detectado en Estados Unidos”, dijo Fauci y agregó que aún "no hay suficiente información", sobre una posible mayor gravedad de Ómicron. Además, el epidemiólogo adelantó que los investigadores norteamericanos continúan estudiando la nueva mutación de coronavirus y que habrá nuevos resultados de su impacto en un período de dos a cuatro semanas. Por último, Fauci remarcó la necesidad de que las personas no vacunadas se inmunicen y que la población mantenga las medidas sanitarias ya conocidas, como el uso de barbijos en lugares cerrados. 

Restricción de vuelos desde África

Tanto Estados Unidos como Francia dictaminaron restricciones a los vuelos desde el continente africano para retrasar lo máximo posible la propagación de la variante Ómicron. En el caso norteamericano, Fauci explicó que exigirán una prueba de COVID-19 a los viajeros que lleguen al país desde África, sin importar si estuvieran vacunados o no. Además, las autoridades sanitarias evalúan la obligatoriedad de pruebas virales luego de la llegada, junto con una cuarentena de siete días. Por otra parte, Francia prolongó la suspensión de todos los vuelos con siete países de África: Botsuana, Mozambique, Zimbawe, Sudáfrica, Namibia, Lesoto y Esuatini. El Ministerio de Salud francés indicó que estudia un protocolo especial para la reanudación de estos vuelos, que incluirá el aislamiento de cada viajero por siete días y los test obligatorios al aterrizar. 

 

 

 

 

Leer más