Martín Kohan: "La adaptación es una lectura intensificada"

El escritor y docente compartió sus sensaciones sobre Bahía Blanca, la película adaptada de su novela.

La película Bahía Blanca, dirigida por Rodrigo Cariotto y adaptada de la novela homónima de Martín Kohan, estrenó el 21 de julio en carteleras nacionales. En diálogo con Maxi Legnani en Biblioteca IP, el escritor y docente comentó sus sensaciones al respecto de la adaptación de la obra.

"Como nos interesa la memoria, nos interesa el olvido. Lo uno no existe sin lo otro, pero no solamente porque se opongan, que en parte sí se oponen. No hay memoria sin olvido. No hay memoria que no incluya formas de olvido; si no, es un registro inacabable, imposible, y no sería exactamente una memoria. Los procedimientos del olvido me interesan muchísimo, y a Bahía Blanca la pensé en relación con eso: alguien que se propone olvidar y olvida", reflexionó Kohan. Y agregó: "Traspasarlo al cine me parecía un desafío tremendo y Rodrigo Caprotti lo asumió notablemente".

Al respecto de la temática del olvido y la memoria, el autor señaló que una referencia para la estructuración fue Funes, el personaje protagonista de un cuento de Jorge Luis Borges:

“A partir de Funes el memorioso uno empieza a probar o ensayar variantes de olvidos o de negaciones que tienen que serlo ante todo con uno mismo. Cómo alguien puede proponerse dejar de pensar en algo y lograrlo, que es lo que pasa con el personaje de Bahía Blanca”.

La adaptación cinematográfica de la novela

Bahía Blanca es la ópera prima de Rodrigo Caprotti, y la segunda novela de Kohan que es adaptada al cine. Consultado al respecto de su posición frente a la producción de una obra a partir de la suya, Kohan consideró que “una adaptación cinematográfica es una especie de lectura intensificada”.

"Uno tiene caras y voces posibles. Pero también me parece que la disposición ante una adaptación cinematográfica es asumir que la novela es un punto de partida, pero no un punto de llegada. O sea, no ir a buscar la novela en el resultado cinematográfico. Asumir que la película va a ser otra cosa, tiene que ser otra cosa y es preferible que sea otra cosa", sostuvo.

En ese sentido, remarcó que la película “logra un "acierto fundamental" en el clima, y amplió: “Traspasa el clima, la atmósfera que la novela tiene pero lo hace porque transforma, no porque queda pegada a la novela”.

El elenco de Bahía Blanca cuenta con Guillermo Pfening como protagonista, acompañado por Elisa Carricajo, Marcelo Subiotto, Alín Salas, Javier Drolas y Violeta Palukas, entre otras. Martín Kohan tiene una breve aparición en una escena, pero además participó del rodaje intercambiando con los actores.

"En la situación de rodaje estás sentado charlando. Entonces ves que el actor entra en personaje y presenciás, a medio metro de distancia, a alguien que aparece abrumado, atribulado, que trasunta y a la vez no que algo tremendo le ha pasado o ha hecho; ¿cómo hacés eso con un tono de voz, con una manera de mirar? En el papel, yo creo saber cómo intentar que eso ocurra. Cómo lo hacen estos actores es admirable" remarcó.

El escritor comentó sobre el estilo narrativo de la novela y las motivaciones que encuentra a la hora de hacer literatura: "Me interesa la relación entre literatura y realidad, entre literatura y política; pero no me interesa que eso pase por la estética del realismo. Me interesan las construcciones de sentido sobre los acontecimientos, sobre el pasado, sobre una ciudad."

Por último, reiteró su postura al respecto de la adaptación: "Yo no me senté en las butacas a ver la película diciendo 'el original es mío y empiezo a ver si se parece o no se parece'. Creo que eso empobrece al mismo tiempo la novela y la película. Los sentidos de la película están abiertos y por eso me interesa tanto".

Biblioteca IP se emite por la pantalla de IP los domingos de 17:00 a 18:00 con la conducción de Maximiliano Legnani.

Ver más
Ver más
Placeholder del video

Bahía Blanca: un abuelo mató a su nieto a tiros

Un hombre de 79 años mató de cinco disparos a su nieto de 29 años. La madre de la víctima e hija del asesino asegura que el crimen fue "premeditado".
Un hombre de 79 años mató de cinco disparos a su nieto de 29 años. La madre de la víctima e hija del asesino asegura que el crimen fue "premeditado".
Ver más
Ver más

Bahía Blanca: Quisieron rebautizar el parque "Campaña del Desierto" y votaron "Julio Argentino Roca"

El municipio de Bahía Blanca había llevado adelante una iniciativa a través de las redes sociales para cambiar el nombre del parque "Campaña del Desierto" a otro que no lo vinculara con algún hecho violento de la historia nacional. Sin embargo, el plebiscito tuvo que ser cancelado porque los usuarios participantes votaron por el nombre "Julio Argentino Roca".

La elección de la nueva nomenclatura devolvió a la mesa la misma polémica del nombre anterior, ya que el General Roca fue el militar que llevó a cabo la Campaña del Desierto que consistió en el exterminio de los pueblos originarios que habitaban distintas regiones del país, y consolidó así uno de los mayores genocidios de la historia argentina. El Concejo Deliberante de Bahía Blanca resolvió suspender la votación y consultar por una nueva iniciativa para el renombre.

El jurado estuvo compuesto por tres funcionarios de Juntos por el Cambio (JxC) y uno del Frente de Todos, que manifestó que no participaría activamente de las elecciones porque desde su bloque no habían aprobado el método de elección a través de las redes sociales. Originalmente, la idea de cambiar el nombre surgió de una iniciativa de la Concejal Laura Biondini y el proyecto fue aprobado con 13 votos en el Legislativo. El concejal Marcos Streitenberger (JxC) declaró que tras la fallida iniciativa, el proyecto volvería al Concejo Deliberante para que "se revean algunas cuestiones antes de seguir avanzando".

¿Cuáles eran las reglas del concurso?

  • No estaban permitidas las denominaciones que conlleven connotaciones político partidaria, religiosas, sectoriales, y/o que excluyan a sectores de la sociedad.
  • No estaban permitidas las denominaciones que hagan referencia a expresiones xenófobas, racistas, machistas o discriminatorias.
  • Tampoco se aceptaban denominaciones contrarias a los valores democráticos, a la paz y los derechos humanos o que signifiquen una reivindicación de hechos violentos o una ofensa a cualquier persona o grupo de personas-
  • No eran aceptadas como opción nombres de personas vivas o cuyo fallecimiento hubiera ocurrido dentro de los 10 años ni el nombre de personas que se hubiesen desempeñado en cargos públicos de cualquier tipo durante los gobiernos de facto.

 

El municipio de Bahía Blanca había llevado adelante una iniciativa a través de las redes sociales para cambiar el nombre del parque "Campaña del Desierto" a otro que no lo vinculara con algún hecho violento de la historia nacional. Sin embargo, el plebiscito tuvo que ser cancelado porque los usuarios participantes votaron por el nombre "Julio Argentino Roca".

La elección de la nueva nomenclatura devolvió a la mesa la misma polémica del nombre anterior, ya que el General Roca fue el militar que llevó a cabo la Campaña del Desierto que consistió en el exterminio de los pueblos originarios que habitaban distintas regiones del país, y consolidó así uno de los mayores genocidios de la historia argentina. El Concejo Deliberante de Bahía Blanca resolvió suspender la votación y consultar por una nueva iniciativa para el renombre.

El jurado estuvo compuesto por tres funcionarios de Juntos por el Cambio (JxC) y uno del Frente de Todos, que manifestó que no participaría activamente de las elecciones porque desde su bloque no habían aprobado el método de elección a través de las redes sociales. Originalmente, la idea de cambiar el nombre surgió de una iniciativa de la Concejal Laura Biondini y el proyecto fue aprobado con 13 votos en el Legislativo. El concejal Marcos Streitenberger (JxC) declaró que tras la fallida iniciativa, el proyecto volvería al Concejo Deliberante para que "se revean algunas cuestiones antes de seguir avanzando".

¿Cuáles eran las reglas del concurso?

  • No estaban permitidas las denominaciones que conlleven connotaciones político partidaria, religiosas, sectoriales, y/o que excluyan a sectores de la sociedad.
  • No estaban permitidas las denominaciones que hagan referencia a expresiones xenófobas, racistas, machistas o discriminatorias.
  • Tampoco se aceptaban denominaciones contrarias a los valores democráticos, a la paz y los derechos humanos o que signifiquen una reivindicación de hechos violentos o una ofensa a cualquier persona o grupo de personas-
  • No eran aceptadas como opción nombres de personas vivas o cuyo fallecimiento hubiera ocurrido dentro de los 10 años ni el nombre de personas que se hubiesen desempeñado en cargos públicos de cualquier tipo durante los gobiernos de facto.

 

Ver más
Ver más