A 9 años de la sanción de la Ley de Identidad de Género, se han realizado 9.383 rectificaciones

El 9 de mayo de 2012 se sancionó la Ley de Identidad de Género, que reconoce la identidad de género como derecho humano fundamental. Desde la fecha hasta hoy, se han realizado 9.389 rectificaciones conforme a dicha ley, según informaron fuentes del ministerio del Interior de la Nación. Actualmente, casi 20 de cada 10.000 habitantes tienen el DNI rectificado acorde a la Ley 26.743.

De las personas que rectificaron su DNI, el 70,1% optó por la categoría "mujer" (6.375) mientras que el 29,9% eligió la opción "varón" (2.719). Entre el total de personas que hicieron el cambio en su identificación, 9.094 de ellas están vivas mientras que 289 han fallecido. Se observa, también, que la mayor parte de estas personas tienen entre 20 a 39 años (66,7%), mientras que el 18,2% tiene 40 años o más y el 15,1% tiene 19 años o menos. Por otro lado, entre el grupo etario de 0 a 19 años se observa que las personas principalmente cambiaron el DNI por la categoría “masculina”, mientras que a medida que avanza la edad las personas que cambiaron el DNI lo hicieron en mayor medida por la categoría “femenina”.

En 2021, el Congreso Argentino sancionó la Ley 26.743, que adopta a la definición de identidad utilizada por los principios de Yogyakarta, entendida como "la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual puede corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento, incluyendo la vivencia personal del cuerpo. Esto puede involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios farmacológicos, quirúrgicos o de otra índole, siempre que ello sea libremente escogido. También incluye otras expresiones de género, como la vestimenta, el modo de hablar y los modales”.

En este sentido, se establece que toda persona tiene el derecho a ser identificada de acuerdo a su identidad de género autopercibida y mediante un simple procedimiento administrativo se puede modificar el nombre, la imagen y en el género en el DNI de manera personal y gratuita. En el caso que sea menor de edad, la solicitud de rectificación deberá ser efectuada por los representantes legales con expresa conformidad del menor.

A 9 años de la sanción de la Ley de Identidad de Género, se han realizado 9.383 rectificaciones

El 9 de mayo de 2012 se sancionó la Ley de Identidad de Género, que reconoce la identidad de género como derecho humano fundamental. Desde la fecha hasta hoy, se han realizado 9.389 rectificaciones conforme a dicha ley, según informaron fuentes del ministerio del Interior de la Nación. Actualmente, casi 20 de cada 10.000 habitantes tienen el DNI rectificado acorde a la Ley 26.743.

De las personas que rectificaron su DNI, el 70,1% optó por la categoría "mujer" (6.375) mientras que el 29,9% eligió la opción "varón" (2.719). Entre el total de personas que hicieron el cambio en su identificación, 9.094 de ellas están vivas mientras que 289 han fallecido. Se observa, también, que la mayor parte de estas personas tienen entre 20 a 39 años (66,7%), mientras que el 18,2% tiene 40 años o más y el 15,1% tiene 19 años o menos. Por otro lado, entre el grupo etario de 0 a 19 años se observa que las personas principalmente cambiaron el DNI por la categoría “masculina”, mientras que a medida que avanza la edad las personas que cambiaron el DNI lo hicieron en mayor medida por la categoría “femenina”.

En 2021, el Congreso Argentino sancionó la Ley 26.743, que adopta a la definición de identidad utilizada por los principios de Yogyakarta, entendida como "la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual puede corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento, incluyendo la vivencia personal del cuerpo. Esto puede involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios farmacológicos, quirúrgicos o de otra índole, siempre que ello sea libremente escogido. También incluye otras expresiones de género, como la vestimenta, el modo de hablar y los modales”.

En este sentido, se establece que toda persona tiene el derecho a ser identificada de acuerdo a su identidad de género autopercibida y mediante un simple procedimiento administrativo se puede modificar el nombre, la imagen y en el género en el DNI de manera personal y gratuita. En el caso que sea menor de edad, la solicitud de rectificación deberá ser efectuada por los representantes legales con expresa conformidad del menor.

El 9 de mayo de 2012 se sancionó la Ley de Identidad de Género, que reconoce la identidad de género como derecho humano fundamental. Desde la fecha hasta hoy, se han realizado 9.389 rectificaciones conforme a dicha ley, según informaron fuentes del ministerio del Interior de la Nación. Actualmente, casi 20 de cada 10.000 habitantes tienen el DNI rectificado acorde a la Ley 26.743.

De las personas que rectificaron su DNI, el 70,1% optó por la categoría "mujer" (6.375) mientras que el 29,9% eligió la opción "varón" (2.719). Entre el total de personas que hicieron el cambio en su identificación, 9.094 de ellas están vivas mientras que 289 han fallecido. Se observa, también, que la mayor parte de estas personas tienen entre 20 a 39 años (66,7%), mientras que el 18,2% tiene 40 años o más y el 15,1% tiene 19 años o menos. Por otro lado, entre el grupo etario de 0 a 19 años se observa que las personas principalmente cambiaron el DNI por la categoría “masculina”, mientras que a medida que avanza la edad las personas que cambiaron el DNI lo hicieron en mayor medida por la categoría “femenina”.

En 2021, el Congreso Argentino sancionó la Ley 26.743, que adopta a la definición de identidad utilizada por los principios de Yogyakarta, entendida como "la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual puede corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento, incluyendo la vivencia personal del cuerpo. Esto puede involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios farmacológicos, quirúrgicos o de otra índole, siempre que ello sea libremente escogido. También incluye otras expresiones de género, como la vestimenta, el modo de hablar y los modales”.

En este sentido, se establece que toda persona tiene el derecho a ser identificada de acuerdo a su identidad de género autopercibida y mediante un simple procedimiento administrativo se puede modificar el nombre, la imagen y en el género en el DNI de manera personal y gratuita. En el caso que sea menor de edad, la solicitud de rectificación deberá ser efectuada por los representantes legales con expresa conformidad del menor.

Leer más