A 45 años de "La Noche de los Lápices": Día de los Derechos de los Estudiantes Secundarios

En uno de los episodios más crueles de la dictadura cívico-militar, el 16 de septiembre de 1976 diez estudiantes secundarios fueron secuestrados en La Plata por reclamar un boleto único estudiantil.

Pasó a la historia como "La Noche de los Lápices". En reconocimiento y memoria de esa lucha se conmemora el Día de los Derechos de los Estudiantes Secundarios, un homenaje para que "los lápices sigan escribiendo". 

Desde su militancia en la Unión de Estudiantes Secundario de la capital bonaerense, los jóvenes reclamaban por un boleto estudiantil secundario para el transporte público. Esta y otras acciones por el estilo habían puesto en alerta al aparato represivo. Hacia septiembre de 1976 el Batallón 601 del Servicio de Inteligencia del Ejército y la Policía de la Provincia de Buenos Aires dirigida por el general Ramón Camps tenía como objetivo detener “el accionar subversivo en las escuelas”. 

Así lo relató Pablo Díaz, uno de los sobrevivientes de aquel episodio, durante el Juicio a las Juntas Militares en 1985: “Se elaboró un plan de represión al estudiantado y se organizó un operativo que fue llamado “la noche de los lápices”, que no fue otra cosa que el secuestro sistemático de estudiantes secundarios”. Gustavo Calloti, otro de los sobrevivientes, recordó cómo vivieron el 21 de septiembre, el día del estudiante, mientras estaban secuestrados: “Nos sacaron de la celda para lavarlas, nos pusieron de rodillas con los ojos vendados en un patio y nos sacaron por un rato las ataduras de las manos. Nos dieron ñoquis y nosotros pensábamos en los compañeros que estarían festejando en Pereyra Iraola”.

Los cuatro sobrevivientes de la Noche de los lápices fueron liberados después de meses de tortura en distintos centros clandestinos. Los seis restantes fueron fusilados en los primeros días del año 1977, según se presume. Permanecen desaparecidos.

El juicio por La Noche de los Lápices

El principal responsable del operativo represivo murió en libertad: Ramón Camps fue juzgado y condenado a 25 años de prisión en la llamada “Causa 44”. El expresidente Carlos Menem lo indultó en 1990. Murió en 1994. En 2004 se reabrió la causa del circuito Camps, se la conoció como “Camps dos”. El 19 de diciembre de 2012 el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N 1 de La Plata condenó a 23 responsables de los 280 crímenes de lesa humanidad cometidos en ese circuito, entre ellos las desapariciones y torturas de las víctimas de la "Noche de los Lápices". 

 

A 45 años de "La Noche de los Lápices": Día de los Derechos de los Estudiantes Secundarios

En uno de los episodios más crueles de la dictadura cívico-militar, el 16 de septiembre de 1976 diez estudiantes secundarios fueron secuestrados en La Plata por reclamar un boleto único estudiantil.

Pasó a la historia como "La Noche de los Lápices". En reconocimiento y memoria de esa lucha se conmemora el Día de los Derechos de los Estudiantes Secundarios, un homenaje para que "los lápices sigan escribiendo". 

Desde su militancia en la Unión de Estudiantes Secundario de la capital bonaerense, los jóvenes reclamaban por un boleto estudiantil secundario para el transporte público. Esta y otras acciones por el estilo habían puesto en alerta al aparato represivo. Hacia septiembre de 1976 el Batallón 601 del Servicio de Inteligencia del Ejército y la Policía de la Provincia de Buenos Aires dirigida por el general Ramón Camps tenía como objetivo detener “el accionar subversivo en las escuelas”. 

Así lo relató Pablo Díaz, uno de los sobrevivientes de aquel episodio, durante el Juicio a las Juntas Militares en 1985: “Se elaboró un plan de represión al estudiantado y se organizó un operativo que fue llamado “la noche de los lápices”, que no fue otra cosa que el secuestro sistemático de estudiantes secundarios”. Gustavo Calloti, otro de los sobrevivientes, recordó cómo vivieron el 21 de septiembre, el día del estudiante, mientras estaban secuestrados: “Nos sacaron de la celda para lavarlas, nos pusieron de rodillas con los ojos vendados en un patio y nos sacaron por un rato las ataduras de las manos. Nos dieron ñoquis y nosotros pensábamos en los compañeros que estarían festejando en Pereyra Iraola”.

Los cuatro sobrevivientes de la Noche de los lápices fueron liberados después de meses de tortura en distintos centros clandestinos. Los seis restantes fueron fusilados en los primeros días del año 1977, según se presume. Permanecen desaparecidos.

El juicio por La Noche de los Lápices

El principal responsable del operativo represivo murió en libertad: Ramón Camps fue juzgado y condenado a 25 años de prisión en la llamada “Causa 44”. El expresidente Carlos Menem lo indultó en 1990. Murió en 1994. En 2004 se reabrió la causa del circuito Camps, se la conoció como “Camps dos”. El 19 de diciembre de 2012 el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N 1 de La Plata condenó a 23 responsables de los 280 crímenes de lesa humanidad cometidos en ese circuito, entre ellos las desapariciones y torturas de las víctimas de la "Noche de los Lápices". 

 

En uno de los episodios más crueles de la dictadura cívico-militar, el 16 de septiembre de 1976 diez estudiantes secundarios fueron secuestrados en La Plata por reclamar un boleto único estudiantil.

Pasó a la historia como "La Noche de los Lápices". En reconocimiento y memoria de esa lucha se conmemora el Día de los Derechos de los Estudiantes Secundarios, un homenaje para que "los lápices sigan escribiendo". 

Desde su militancia en la Unión de Estudiantes Secundario de la capital bonaerense, los jóvenes reclamaban por un boleto estudiantil secundario para el transporte público. Esta y otras acciones por el estilo habían puesto en alerta al aparato represivo. Hacia septiembre de 1976 el Batallón 601 del Servicio de Inteligencia del Ejército y la Policía de la Provincia de Buenos Aires dirigida por el general Ramón Camps tenía como objetivo detener “el accionar subversivo en las escuelas”. 

Así lo relató Pablo Díaz, uno de los sobrevivientes de aquel episodio, durante el Juicio a las Juntas Militares en 1985: “Se elaboró un plan de represión al estudiantado y se organizó un operativo que fue llamado “la noche de los lápices”, que no fue otra cosa que el secuestro sistemático de estudiantes secundarios”. Gustavo Calloti, otro de los sobrevivientes, recordó cómo vivieron el 21 de septiembre, el día del estudiante, mientras estaban secuestrados: “Nos sacaron de la celda para lavarlas, nos pusieron de rodillas con los ojos vendados en un patio y nos sacaron por un rato las ataduras de las manos. Nos dieron ñoquis y nosotros pensábamos en los compañeros que estarían festejando en Pereyra Iraola”.

Los cuatro sobrevivientes de la Noche de los lápices fueron liberados después de meses de tortura en distintos centros clandestinos. Los seis restantes fueron fusilados en los primeros días del año 1977, según se presume. Permanecen desaparecidos.

El juicio por La Noche de los Lápices

El principal responsable del operativo represivo murió en libertad: Ramón Camps fue juzgado y condenado a 25 años de prisión en la llamada “Causa 44”. El expresidente Carlos Menem lo indultó en 1990. Murió en 1994. En 2004 se reabrió la causa del circuito Camps, se la conoció como “Camps dos”. El 19 de diciembre de 2012 el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N 1 de La Plata condenó a 23 responsables de los 280 crímenes de lesa humanidad cometidos en ese circuito, entre ellos las desapariciones y torturas de las víctimas de la "Noche de los Lápices". 

 

Leer más