Variante Mu: la OMS calificó "de interés" a la nueva cepa de Colombia y Ecuador

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la nueva variante Mu acaba de clasificar como "variante de interés". La cepa tiene una importante prevalencia en Colombia, donde se la identificó por primera vez, y en Ecuador, donde representa el 39% y 13% de casos, respectivamente.



La secuenciación de esta variante se realiza a nivel internacional y se indicó que, contrariamente a lo que pasa en los dos países sudamericanos, se redujo su presencia global, que representa menos del 0,1% de casos en 39 países.

La cepa Mu como "variante de interés"

Al ser considerada de interés, la OMS le hará un seguimiento para determinar si presenta mutaciones que puedan modificar la forma en que se transmite, volverla más virulenta o reducir la eficacia de las vacunas utilizadas en la actualidad para prevenir el COVID-19.

En caso de presentar tales cambios, los científicos evaluarán si pasa a considerarse una "variante de preocupación", de las que actualmente hay cuatro: Alfa, Beta, Gamma y Delta. Esta última es la que más inquietud provoca por su rápida capacidad de propagación y porque puede causar una enfermedad más severa.

Respecto a la Mu, la OMS indicó en su último informe epidemiológico que registró "algunos reportes esporádicos de casos y algunos brotes más importantes en países de Sudamérica (distintos a Colombia) y Europa".

Por su parte, el Instituto Nacional de Salud (INS) de Colombia explicó que la variante B.1.621, según la nomenclatura científica, llamó la atención de los científicos por la presencia de tres mutaciones en la proteína S, que estaría asociada a características como alta transmisibilidad.

Las autoridades colombianas consideran que dicha variante es, junto a otros factores, la causa de que el país viviera un tercer pico de la pandemia con una gran número de contagios, muy superior a los anteriores. 

Variante Mu: la OMS calificó "de interés" a la nueva cepa de Colombia y Ecuador

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la nueva variante Mu acaba de clasificar como "variante de interés". La cepa tiene una importante prevalencia en Colombia, donde se la identificó por primera vez, y en Ecuador, donde representa el 39% y 13% de casos, respectivamente.



La secuenciación de esta variante se realiza a nivel internacional y se indicó que, contrariamente a lo que pasa en los dos países sudamericanos, se redujo su presencia global, que representa menos del 0,1% de casos en 39 países.

La cepa Mu como "variante de interés"

Al ser considerada de interés, la OMS le hará un seguimiento para determinar si presenta mutaciones que puedan modificar la forma en que se transmite, volverla más virulenta o reducir la eficacia de las vacunas utilizadas en la actualidad para prevenir el COVID-19.

En caso de presentar tales cambios, los científicos evaluarán si pasa a considerarse una "variante de preocupación", de las que actualmente hay cuatro: Alfa, Beta, Gamma y Delta. Esta última es la que más inquietud provoca por su rápida capacidad de propagación y porque puede causar una enfermedad más severa.

Respecto a la Mu, la OMS indicó en su último informe epidemiológico que registró "algunos reportes esporádicos de casos y algunos brotes más importantes en países de Sudamérica (distintos a Colombia) y Europa".

Por su parte, el Instituto Nacional de Salud (INS) de Colombia explicó que la variante B.1.621, según la nomenclatura científica, llamó la atención de los científicos por la presencia de tres mutaciones en la proteína S, que estaría asociada a características como alta transmisibilidad.

Las autoridades colombianas consideran que dicha variante es, junto a otros factores, la causa de que el país viviera un tercer pico de la pandemia con una gran número de contagios, muy superior a los anteriores. 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la nueva variante Mu acaba de clasificar como "variante de interés". La cepa tiene una importante prevalencia en Colombia, donde se la identificó por primera vez, y en Ecuador, donde representa el 39% y 13% de casos, respectivamente.



La secuenciación de esta variante se realiza a nivel internacional y se indicó que, contrariamente a lo que pasa en los dos países sudamericanos, se redujo su presencia global, que representa menos del 0,1% de casos en 39 países.

La cepa Mu como "variante de interés"

Al ser considerada de interés, la OMS le hará un seguimiento para determinar si presenta mutaciones que puedan modificar la forma en que se transmite, volverla más virulenta o reducir la eficacia de las vacunas utilizadas en la actualidad para prevenir el COVID-19.

En caso de presentar tales cambios, los científicos evaluarán si pasa a considerarse una "variante de preocupación", de las que actualmente hay cuatro: Alfa, Beta, Gamma y Delta. Esta última es la que más inquietud provoca por su rápida capacidad de propagación y porque puede causar una enfermedad más severa.

Respecto a la Mu, la OMS indicó en su último informe epidemiológico que registró "algunos reportes esporádicos de casos y algunos brotes más importantes en países de Sudamérica (distintos a Colombia) y Europa".

Por su parte, el Instituto Nacional de Salud (INS) de Colombia explicó que la variante B.1.621, según la nomenclatura científica, llamó la atención de los científicos por la presencia de tres mutaciones en la proteína S, que estaría asociada a características como alta transmisibilidad.

Las autoridades colombianas consideran que dicha variante es, junto a otros factores, la causa de que el país viviera un tercer pico de la pandemia con una gran número de contagios, muy superior a los anteriores. 

Leer más