Placeholder del video

Mujeres en Afganistán: ¿Cuál será su futuro bajo el régimen talibán?

La toma de Kabul por parte del movimiento talibán alarmó a la población femenina de Afganistán, ya que históricamente el régimen extremista sometió a las mujeres.Algunas de las medidas impuestas por el régimen que gobernó de 1996 a 2001 comprendía que las mujeres no debían salir de sus casas sin taparse por completo con una burqa, no podían usar colores ni zapatos con tacos para no "provocar pensamientos lascivos", no podían acceder a ningún tipo de educación ni ejercer trabajo alguno.

Las mujeres afganas han vivido estos días en una situación de incertidumbre y las pocas residentes que han elegido seguir con sus funciones optaron por tomar costumbres más conservadoras por miedo a represalias. Este fue el caso de muchas maestras y alumnas de la ciudad de Kabul, quienes se despidieron de las clases ya que esperan que el régimen talibán vuelva a prohibirles una educación formal.

Pero los voceros del nuevo régimen declararon públicamente que no solo se les concedería "amnistía" a todos aquellos a favor del exgobierno republicano sino que "están comprometidos a brindar derechos a las mujeres dentro de la ley islámica". La extensión de este nuevo paradigma aún no está claro, aunque sí han permitido la aparición de periodistas en medios tradicionales y hasta dieron una entrevista pública a Behesta Arghand solo usando un hiyab.

"En el anterior gobierno era completamente impensable e imposible pensar en un vocero del movimiento talibán y menos hablando con una mujer que, por más que tuviese pañuelo, tuviese la cara descubierta", remarcó Fernando Duclós, columinsta de Política Internacional.

"Más allá de la conferencia de prensa de Zabihullah Mujahid, que nos permite ser optimistas e ilusionarlos con que la situación no va a ser tan dramática, es cierto que los antecedentes del gobierno anterior de 1996 al 2001 no avalan a los talibán", comentó el analista.

Según Duclós, el movimiento talibán necesita calmar los ánimos de la población afgana y es por ello que han declarado rápidamente que "Afganistán no busca venganza" y han hecho público el deseo de que todos los miembros de la sociedad vuelvan a sus tareas normales.

Pero las dudas sobre el accionar talibán permanecen. Para funcionarias como Zharifa Garadi, la amenaza de los extremistas no es algo del pasado, ya que desde que asumió como alcaldesa de Maidan Shahr en 2018, sobrevivió múltiples intentos de asesinato por parte del movimiento. "Estoy aquí sentada esperando que vengan. No hay nadie que pueda ayudarme a mi o a mi familia", declaró la titular. 

¿Qué dice la ley islámica en relación a los derechos de las mujeres?

La fe islámica que se basa en el texto sagrado Corán ha establecido históricamente una proclama de derechos para las mujeres que no están contemplados en textos como la Biblia o la Torá. Según el Islam, tanto hombres como mujeres son iguales "ante los ojos de Dios" y tienen el derecho de cumplir los mismos roles y obligaciones.

Acorde a las historias del profeta Muhammad (la principal figura humana de la religión islámica), era común requerir la opinión de las mujeres y tomarlas en consideración para la toma de decisiones. Además, el texto especifica que también podían realizar transacciones comerciales, cumplir un rol clave en la educación y tomar trabajos de investigación.

Pero como la mayoría de los textos que rigen las religiones, el Corán está sujeto a las interpretaciones de las distintas corrientes que lo analizan. La problemática con los derechos de las mujeres ha sido uno de los problemas recurrentes en la historia del Islam que parece nacer de la puesta en práctica de ciertas estructuras que no toman en cuenta ciertas partes del texto clave islámico.

Mujeres en Afganistán: ¿Cuál será su futuro bajo el régimen talibán?

La toma de Kabul por parte del movimiento talibán alarmó a la población femenina de Afganistán, ya que históricamente el régimen extremista sometió a las mujeres.Algunas de las medidas impuestas por el régimen que gobernó de 1996 a 2001 comprendía que las mujeres no debían salir de sus casas sin taparse por completo con una burqa, no podían usar colores ni zapatos con tacos para no "provocar pensamientos lascivos", no podían acceder a ningún tipo de educación ni ejercer trabajo alguno.

Las mujeres afganas han vivido estos días en una situación de incertidumbre y las pocas residentes que han elegido seguir con sus funciones optaron por tomar costumbres más conservadoras por miedo a represalias. Este fue el caso de muchas maestras y alumnas de la ciudad de Kabul, quienes se despidieron de las clases ya que esperan que el régimen talibán vuelva a prohibirles una educación formal.

Pero los voceros del nuevo régimen declararon públicamente que no solo se les concedería "amnistía" a todos aquellos a favor del exgobierno republicano sino que "están comprometidos a brindar derechos a las mujeres dentro de la ley islámica". La extensión de este nuevo paradigma aún no está claro, aunque sí han permitido la aparición de periodistas en medios tradicionales y hasta dieron una entrevista pública a Behesta Arghand solo usando un hiyab.

"En el anterior gobierno era completamente impensable e imposible pensar en un vocero del movimiento talibán y menos hablando con una mujer que, por más que tuviese pañuelo, tuviese la cara descubierta", remarcó Fernando Duclós, columinsta de Política Internacional.

"Más allá de la conferencia de prensa de Zabihullah Mujahid, que nos permite ser optimistas e ilusionarlos con que la situación no va a ser tan dramática, es cierto que los antecedentes del gobierno anterior de 1996 al 2001 no avalan a los talibán", comentó el analista.

Según Duclós, el movimiento talibán necesita calmar los ánimos de la población afgana y es por ello que han declarado rápidamente que "Afganistán no busca venganza" y han hecho público el deseo de que todos los miembros de la sociedad vuelvan a sus tareas normales.

Pero las dudas sobre el accionar talibán permanecen. Para funcionarias como Zharifa Garadi, la amenaza de los extremistas no es algo del pasado, ya que desde que asumió como alcaldesa de Maidan Shahr en 2018, sobrevivió múltiples intentos de asesinato por parte del movimiento. "Estoy aquí sentada esperando que vengan. No hay nadie que pueda ayudarme a mi o a mi familia", declaró la titular. 

¿Qué dice la ley islámica en relación a los derechos de las mujeres?

La fe islámica que se basa en el texto sagrado Corán ha establecido históricamente una proclama de derechos para las mujeres que no están contemplados en textos como la Biblia o la Torá. Según el Islam, tanto hombres como mujeres son iguales "ante los ojos de Dios" y tienen el derecho de cumplir los mismos roles y obligaciones.

Acorde a las historias del profeta Muhammad (la principal figura humana de la religión islámica), era común requerir la opinión de las mujeres y tomarlas en consideración para la toma de decisiones. Además, el texto especifica que también podían realizar transacciones comerciales, cumplir un rol clave en la educación y tomar trabajos de investigación.

Pero como la mayoría de los textos que rigen las religiones, el Corán está sujeto a las interpretaciones de las distintas corrientes que lo analizan. La problemática con los derechos de las mujeres ha sido uno de los problemas recurrentes en la historia del Islam que parece nacer de la puesta en práctica de ciertas estructuras que no toman en cuenta ciertas partes del texto clave islámico.

La toma de Kabul por parte del movimiento talibán alarmó a la población femenina de Afganistán, ya que históricamente el régimen extremista sometió a las mujeres.Algunas de las medidas impuestas por el régimen que gobernó de 1996 a 2001 comprendía que las mujeres no debían salir de sus casas sin taparse por completo con una burqa, no podían usar colores ni zapatos con tacos para no "provocar pensamientos lascivos", no podían acceder a ningún tipo de educación ni ejercer trabajo alguno.

Las mujeres afganas han vivido estos días en una situación de incertidumbre y las pocas residentes que han elegido seguir con sus funciones optaron por tomar costumbres más conservadoras por miedo a represalias. Este fue el caso de muchas maestras y alumnas de la ciudad de Kabul, quienes se despidieron de las clases ya que esperan que el régimen talibán vuelva a prohibirles una educación formal.

Pero los voceros del nuevo régimen declararon públicamente que no solo se les concedería "amnistía" a todos aquellos a favor del exgobierno republicano sino que "están comprometidos a brindar derechos a las mujeres dentro de la ley islámica". La extensión de este nuevo paradigma aún no está claro, aunque sí han permitido la aparición de periodistas en medios tradicionales y hasta dieron una entrevista pública a Behesta Arghand solo usando un hiyab.

"En el anterior gobierno era completamente impensable e imposible pensar en un vocero del movimiento talibán y menos hablando con una mujer que, por más que tuviese pañuelo, tuviese la cara descubierta", remarcó Fernando Duclós, columinsta de Política Internacional.

"Más allá de la conferencia de prensa de Zabihullah Mujahid, que nos permite ser optimistas e ilusionarlos con que la situación no va a ser tan dramática, es cierto que los antecedentes del gobierno anterior de 1996 al 2001 no avalan a los talibán", comentó el analista.

Según Duclós, el movimiento talibán necesita calmar los ánimos de la población afgana y es por ello que han declarado rápidamente que "Afganistán no busca venganza" y han hecho público el deseo de que todos los miembros de la sociedad vuelvan a sus tareas normales.

Pero las dudas sobre el accionar talibán permanecen. Para funcionarias como Zharifa Garadi, la amenaza de los extremistas no es algo del pasado, ya que desde que asumió como alcaldesa de Maidan Shahr en 2018, sobrevivió múltiples intentos de asesinato por parte del movimiento. "Estoy aquí sentada esperando que vengan. No hay nadie que pueda ayudarme a mi o a mi familia", declaró la titular. 

¿Qué dice la ley islámica en relación a los derechos de las mujeres?

La fe islámica que se basa en el texto sagrado Corán ha establecido históricamente una proclama de derechos para las mujeres que no están contemplados en textos como la Biblia o la Torá. Según el Islam, tanto hombres como mujeres son iguales "ante los ojos de Dios" y tienen el derecho de cumplir los mismos roles y obligaciones.

Acorde a las historias del profeta Muhammad (la principal figura humana de la religión islámica), era común requerir la opinión de las mujeres y tomarlas en consideración para la toma de decisiones. Además, el texto especifica que también podían realizar transacciones comerciales, cumplir un rol clave en la educación y tomar trabajos de investigación.

Pero como la mayoría de los textos que rigen las religiones, el Corán está sujeto a las interpretaciones de las distintas corrientes que lo analizan. La problemática con los derechos de las mujeres ha sido uno de los problemas recurrentes en la historia del Islam que parece nacer de la puesta en práctica de ciertas estructuras que no toman en cuenta ciertas partes del texto clave islámico.

Leer más