Afganistán: El presidente dejó el país ante el asedio talibán en Kabul

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, abandonó el país horas después de que los rebeldes talibanes rodearan Kabul, la capital, dijo el excanciller afgano Abdullah Abdullah. "Se fue de Afganistán en momentos difíciles. Que Dios lo haga responsable", dijo el presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional afgano, en un video en su cuenta de Facebook.

En tanto, el personal de la embajada de Estados Unidos en Kabul empezó a ser evacuado hacia el aeropuerto de la capital ante la inminente toma de la ciudad por el movimiento islamista talibán, según manifestó el secretario de Estado Anthony Blinken. "Estamos trabajando para asegurarnos de que nuestro personal (en Kabul) esté seguro y a salvo", dijo el jefe de la diplomacia estadounidense a la cadena de noticias ABC, sin querer responder si la embajada en Kabul será cerrada. Luego agregó: "Estamos transfiriendo a los hombres y mujeres de nuestra embajada al aeropuerto. Por esa razón es que el presidente envió fuerzas armadas".

La ofensiva, que coincide con la retirada de las fuerzas extranjeras, que en el caso de las estadounidenses está previsto que concluya el 31 de agosto, permitió a los insurgentes capturar las capitales de 26 de las 34 provincias de Afganistán. Los talibanes gobernaron el país entre 1996 y 2001, año en que habían sido derrocados por una coalición liderada por Estados Unidos y la OTAN en el marco de la "guerra al terrorismo" islámico lanzada por Washington hace 20 años.
 

Afganistán: El presidente dejó el país ante el asedio talibán en Kabul

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, abandonó el país horas después de que los rebeldes talibanes rodearan Kabul, la capital, dijo el excanciller afgano Abdullah Abdullah. "Se fue de Afganistán en momentos difíciles. Que Dios lo haga responsable", dijo el presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional afgano, en un video en su cuenta de Facebook.

En tanto, el personal de la embajada de Estados Unidos en Kabul empezó a ser evacuado hacia el aeropuerto de la capital ante la inminente toma de la ciudad por el movimiento islamista talibán, según manifestó el secretario de Estado Anthony Blinken. "Estamos trabajando para asegurarnos de que nuestro personal (en Kabul) esté seguro y a salvo", dijo el jefe de la diplomacia estadounidense a la cadena de noticias ABC, sin querer responder si la embajada en Kabul será cerrada. Luego agregó: "Estamos transfiriendo a los hombres y mujeres de nuestra embajada al aeropuerto. Por esa razón es que el presidente envió fuerzas armadas".

La ofensiva, que coincide con la retirada de las fuerzas extranjeras, que en el caso de las estadounidenses está previsto que concluya el 31 de agosto, permitió a los insurgentes capturar las capitales de 26 de las 34 provincias de Afganistán. Los talibanes gobernaron el país entre 1996 y 2001, año en que habían sido derrocados por una coalición liderada por Estados Unidos y la OTAN en el marco de la "guerra al terrorismo" islámico lanzada por Washington hace 20 años.
 

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, abandonó el país horas después de que los rebeldes talibanes rodearan Kabul, la capital, dijo el excanciller afgano Abdullah Abdullah. "Se fue de Afganistán en momentos difíciles. Que Dios lo haga responsable", dijo el presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional afgano, en un video en su cuenta de Facebook.

En tanto, el personal de la embajada de Estados Unidos en Kabul empezó a ser evacuado hacia el aeropuerto de la capital ante la inminente toma de la ciudad por el movimiento islamista talibán, según manifestó el secretario de Estado Anthony Blinken. "Estamos trabajando para asegurarnos de que nuestro personal (en Kabul) esté seguro y a salvo", dijo el jefe de la diplomacia estadounidense a la cadena de noticias ABC, sin querer responder si la embajada en Kabul será cerrada. Luego agregó: "Estamos transfiriendo a los hombres y mujeres de nuestra embajada al aeropuerto. Por esa razón es que el presidente envió fuerzas armadas".

La ofensiva, que coincide con la retirada de las fuerzas extranjeras, que en el caso de las estadounidenses está previsto que concluya el 31 de agosto, permitió a los insurgentes capturar las capitales de 26 de las 34 provincias de Afganistán. Los talibanes gobernaron el país entre 1996 y 2001, año en que habían sido derrocados por una coalición liderada por Estados Unidos y la OTAN en el marco de la "guerra al terrorismo" islámico lanzada por Washington hace 20 años.
 

Leer más