Placeholder del video

Adolfo Aristarain: "La clave está en que puedas filmar en tu país"

El cineasta Adolfo Aristarain presentó El oficio del cine, su último libro, en el que incluye cuatro guiones de su autoría junto a reflexiones de su trabajo artístico. En exclusiva con IP Cultural, el director y guionista de clásicos nacionales como Martín (Hache), Un lugar en el mundo y Roma, entre otras películas, compartió detalles de la publicación literaria que ya está disponible en librerías de todo el país.

Además de los textos que componen esos tres materiales, el libro de Aristarain contiene el guión inédito de Norte de Marrakech. Según explicó el escritor en la entrevista, el filme estaba listo para el rodaje, pero por problemas con un productor en España no se realizó.

El proceso de escritura de El oficio del cine

Consultado acerca del proceso que atravesó en la escritura de El oficio del cine, Aristarain diferenció ese trabajo de lo que acostumbra a hacer en la creación de guiones. 

"Hay mucho trabajo de corrección. Cuando hacés los guiones, ni te calentás, porque sabés que lo van a leer los técnicos y los actores. Te concentrás en que el diálogo esté correcto pero nada mas, no buscás otra cosa. Cuando lo vas a publicar ya tenés que pensar en que es para un lector, no va a tener imagen. Entonces tenés que tener mucho cuidado en que sean muy limpias las descripciones", reflexionó.

Y agregó: "En los guiones yo nunca usé terminología técnica. Nunca hice guiones indicando primer plano, travelling o plano medio, nada de eso. En principio porque yo ni sé cómo lo voy a filmar, me doy cuenta en el rodaje. Hago mover a los actores y ahí me doy cuenta como llevarlo".

Ante la pregunta por una posible película dirigida por él en el futuro, expresó: "Cuando se me ocurra o cuando encuentre una historia que a mi me convenza o me guste. No es otro el motivo. Yo no extraño estar en un rodaje. Aunque pasen los años, es como andar en bicicleta: no se te olvida la técnica. No haría cualquier cosa por estar filmando".

La situación del cine argentino

La obra cinematográfica de Adolfo Aristarain se distingue, entre otras cosas, por el contenido político que atraviesa a las películas. En relación a la producción de cine nacional en la actualidad y la crisis de financiamiento de la industria, recordó: "En los 90 peleamos y conseguimos la Ley de Cine. El slogan que tenía era que para que hubiera cine en Argentina tenía que haber una decisión política".

En la misma línea, sostuvo: "hay un mercado que es muy chico, y que si vos hacés una película de un costo normal que sea un éxito, el mercado no te devuelve la inversión. Nadie puede filmar de esa manera. Por eso insistimos con el subsidio que ya existía desde los años 50".

Podés ver IP Cultural, conducido por Mercedes Ezquiaga, todos los sábados a las 16 por la pantalla de IP.

Adolfo Aristarain: "La clave está en que puedas filmar en tu país"

El cineasta Adolfo Aristarain presentó El oficio del cine, su último libro, en el que incluye cuatro guiones de su autoría junto a reflexiones de su trabajo artístico. En exclusiva con IP Cultural, el director y guionista de clásicos nacionales como Martín (Hache), Un lugar en el mundo y Roma, entre otras películas, compartió detalles de la publicación literaria que ya está disponible en librerías de todo el país.

Además de los textos que componen esos tres materiales, el libro de Aristarain contiene el guión inédito de Norte de Marrakech. Según explicó el escritor en la entrevista, el filme estaba listo para el rodaje, pero por problemas con un productor en España no se realizó.

El proceso de escritura de El oficio del cine

Consultado acerca del proceso que atravesó en la escritura de El oficio del cine, Aristarain diferenció ese trabajo de lo que acostumbra a hacer en la creación de guiones. 

"Hay mucho trabajo de corrección. Cuando hacés los guiones, ni te calentás, porque sabés que lo van a leer los técnicos y los actores. Te concentrás en que el diálogo esté correcto pero nada mas, no buscás otra cosa. Cuando lo vas a publicar ya tenés que pensar en que es para un lector, no va a tener imagen. Entonces tenés que tener mucho cuidado en que sean muy limpias las descripciones", reflexionó.

Y agregó: "En los guiones yo nunca usé terminología técnica. Nunca hice guiones indicando primer plano, travelling o plano medio, nada de eso. En principio porque yo ni sé cómo lo voy a filmar, me doy cuenta en el rodaje. Hago mover a los actores y ahí me doy cuenta como llevarlo".

Ante la pregunta por una posible película dirigida por él en el futuro, expresó: "Cuando se me ocurra o cuando encuentre una historia que a mi me convenza o me guste. No es otro el motivo. Yo no extraño estar en un rodaje. Aunque pasen los años, es como andar en bicicleta: no se te olvida la técnica. No haría cualquier cosa por estar filmando".

La situación del cine argentino

La obra cinematográfica de Adolfo Aristarain se distingue, entre otras cosas, por el contenido político que atraviesa a las películas. En relación a la producción de cine nacional en la actualidad y la crisis de financiamiento de la industria, recordó: "En los 90 peleamos y conseguimos la Ley de Cine. El slogan que tenía era que para que hubiera cine en Argentina tenía que haber una decisión política".

En la misma línea, sostuvo: "hay un mercado que es muy chico, y que si vos hacés una película de un costo normal que sea un éxito, el mercado no te devuelve la inversión. Nadie puede filmar de esa manera. Por eso insistimos con el subsidio que ya existía desde los años 50".

Podés ver IP Cultural, conducido por Mercedes Ezquiaga, todos los sábados a las 16 por la pantalla de IP.

El cineasta Adolfo Aristarain presentó El oficio del cine, su último libro, en el que incluye cuatro guiones de su autoría junto a reflexiones de su trabajo artístico. En exclusiva con IP Cultural, el director y guionista de clásicos nacionales como Martín (Hache), Un lugar en el mundo y Roma, entre otras películas, compartió detalles de la publicación literaria que ya está disponible en librerías de todo el país.

Además de los textos que componen esos tres materiales, el libro de Aristarain contiene el guión inédito de Norte de Marrakech. Según explicó el escritor en la entrevista, el filme estaba listo para el rodaje, pero por problemas con un productor en España no se realizó.

El proceso de escritura de El oficio del cine

Consultado acerca del proceso que atravesó en la escritura de El oficio del cine, Aristarain diferenció ese trabajo de lo que acostumbra a hacer en la creación de guiones. 

"Hay mucho trabajo de corrección. Cuando hacés los guiones, ni te calentás, porque sabés que lo van a leer los técnicos y los actores. Te concentrás en que el diálogo esté correcto pero nada mas, no buscás otra cosa. Cuando lo vas a publicar ya tenés que pensar en que es para un lector, no va a tener imagen. Entonces tenés que tener mucho cuidado en que sean muy limpias las descripciones", reflexionó.

Y agregó: "En los guiones yo nunca usé terminología técnica. Nunca hice guiones indicando primer plano, travelling o plano medio, nada de eso. En principio porque yo ni sé cómo lo voy a filmar, me doy cuenta en el rodaje. Hago mover a los actores y ahí me doy cuenta como llevarlo".

Ante la pregunta por una posible película dirigida por él en el futuro, expresó: "Cuando se me ocurra o cuando encuentre una historia que a mi me convenza o me guste. No es otro el motivo. Yo no extraño estar en un rodaje. Aunque pasen los años, es como andar en bicicleta: no se te olvida la técnica. No haría cualquier cosa por estar filmando".

La situación del cine argentino

La obra cinematográfica de Adolfo Aristarain se distingue, entre otras cosas, por el contenido político que atraviesa a las películas. En relación a la producción de cine nacional en la actualidad y la crisis de financiamiento de la industria, recordó: "En los 90 peleamos y conseguimos la Ley de Cine. El slogan que tenía era que para que hubiera cine en Argentina tenía que haber una decisión política".

En la misma línea, sostuvo: "hay un mercado que es muy chico, y que si vos hacés una película de un costo normal que sea un éxito, el mercado no te devuelve la inversión. Nadie puede filmar de esa manera. Por eso insistimos con el subsidio que ya existía desde los años 50".

Podés ver IP Cultural, conducido por Mercedes Ezquiaga, todos los sábados a las 16 por la pantalla de IP.

Ver más
Ver más