Placeholder del video

Ley de Etiquetado Frontal: las empresas deberán adecuarse a la reglamentación

Las empresas alimenticias deberán comenzar con la etapa de incorporación de sellos de advertencia en sus productos con "exceso en azúcares", "exceso en sodio", "exceso en grasas saturadas", "exceso en grasas totales", y/o "exceso en calorías". Esta normativa fue establecida por la ley Ley 27.642 de Promoción de la Alimentación Saludable, también conocida como Ley de Etiquetado Frontal, sancionada en 2021. El cronograma de la ley detalló una primera etapa de adecuación, dentro de los 9 meses desde la entrada en vigencia de la norma. Este período empezó a regir el 23 de marzo pasado y el segundo será en un plazo no mayor a los 18 meses. En el caso de las Pymes, la segunda etapa regirá en un tiempo de 24 meses. 

La implementación de la ley

"Celebro la reglamentación de esta ley tan ambiciosa que busca reparar los sistemas alimentarios que actualmente están enfermando a la población", declaró el licenciado en Nutrición, Ignacio Porras a IP Noticias. El especialista en alimentación remarcó la importancia de que los consumidores tengan información sobre el exceso de sodio, grasas y azúcares que hay en cada uno de los productos que consumen a diario. "Las organizaciones que participamos de este proceso estamos muy contentos con esta etapa. Por definición se etiquetarán a los alimentos envasados en ausencia del cliente que tengan añadidos nutrientes críticos", detalló Porras. 

Un etiquetado "más visible, comprensible, claro y eficaz"

La norma indica que el uso de etiquetas octogonales con advertencias en los productos envasados “resulta ser el más visible, comprensible, claro y eficaz para identificar nutrientes críticos en exceso, transmitir una mayor percepción de riesgo para la salud y un mejor desempeño para disminuir la intención, tanto de consumo como de compra en el territorio argentino”. Por otra parte, Porras aclaró que los nutrientes críticos son "grasas saturadas, sodio, azúcares y nutrientes que en exceso se relacionan con el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer". Además, el licenciado en Nutrición celebró la medida como "un gran avance en materia de salud pública". 

Podés ver IP Noticias con Melina Fleiderman, los sábados de 13 a 14hs. por IP. 

 

 

Ley de Etiquetado Frontal: las empresas deberán adecuarse a la reglamentación

Las empresas alimenticias deberán comenzar con la etapa de incorporación de sellos de advertencia en sus productos con "exceso en azúcares", "exceso en sodio", "exceso en grasas saturadas", "exceso en grasas totales", y/o "exceso en calorías". Esta normativa fue establecida por la ley Ley 27.642 de Promoción de la Alimentación Saludable, también conocida como Ley de Etiquetado Frontal, sancionada en 2021. El cronograma de la ley detalló una primera etapa de adecuación, dentro de los 9 meses desde la entrada en vigencia de la norma. Este período empezó a regir el 23 de marzo pasado y el segundo será en un plazo no mayor a los 18 meses. En el caso de las Pymes, la segunda etapa regirá en un tiempo de 24 meses. 

La implementación de la ley

"Celebro la reglamentación de esta ley tan ambiciosa que busca reparar los sistemas alimentarios que actualmente están enfermando a la población", declaró el licenciado en Nutrición, Ignacio Porras a IP Noticias. El especialista en alimentación remarcó la importancia de que los consumidores tengan información sobre el exceso de sodio, grasas y azúcares que hay en cada uno de los productos que consumen a diario. "Las organizaciones que participamos de este proceso estamos muy contentos con esta etapa. Por definición se etiquetarán a los alimentos envasados en ausencia del cliente que tengan añadidos nutrientes críticos", detalló Porras. 

Un etiquetado "más visible, comprensible, claro y eficaz"

La norma indica que el uso de etiquetas octogonales con advertencias en los productos envasados “resulta ser el más visible, comprensible, claro y eficaz para identificar nutrientes críticos en exceso, transmitir una mayor percepción de riesgo para la salud y un mejor desempeño para disminuir la intención, tanto de consumo como de compra en el territorio argentino”. Por otra parte, Porras aclaró que los nutrientes críticos son "grasas saturadas, sodio, azúcares y nutrientes que en exceso se relacionan con el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer". Además, el licenciado en Nutrición celebró la medida como "un gran avance en materia de salud pública". 

Podés ver IP Noticias con Melina Fleiderman, los sábados de 13 a 14hs. por IP. 

 

 

Las empresas alimenticias deberán comenzar con la etapa de incorporación de sellos de advertencia en sus productos con "exceso en azúcares", "exceso en sodio", "exceso en grasas saturadas", "exceso en grasas totales", y/o "exceso en calorías". Esta normativa fue establecida por la ley Ley 27.642 de Promoción de la Alimentación Saludable, también conocida como Ley de Etiquetado Frontal, sancionada en 2021. El cronograma de la ley detalló una primera etapa de adecuación, dentro de los 9 meses desde la entrada en vigencia de la norma. Este período empezó a regir el 23 de marzo pasado y el segundo será en un plazo no mayor a los 18 meses. En el caso de las Pymes, la segunda etapa regirá en un tiempo de 24 meses. 

La implementación de la ley

"Celebro la reglamentación de esta ley tan ambiciosa que busca reparar los sistemas alimentarios que actualmente están enfermando a la población", declaró el licenciado en Nutrición, Ignacio Porras a IP Noticias. El especialista en alimentación remarcó la importancia de que los consumidores tengan información sobre el exceso de sodio, grasas y azúcares que hay en cada uno de los productos que consumen a diario. "Las organizaciones que participamos de este proceso estamos muy contentos con esta etapa. Por definición se etiquetarán a los alimentos envasados en ausencia del cliente que tengan añadidos nutrientes críticos", detalló Porras. 

Un etiquetado "más visible, comprensible, claro y eficaz"

La norma indica que el uso de etiquetas octogonales con advertencias en los productos envasados “resulta ser el más visible, comprensible, claro y eficaz para identificar nutrientes críticos en exceso, transmitir una mayor percepción de riesgo para la salud y un mejor desempeño para disminuir la intención, tanto de consumo como de compra en el territorio argentino”. Por otra parte, Porras aclaró que los nutrientes críticos son "grasas saturadas, sodio, azúcares y nutrientes que en exceso se relacionan con el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer". Además, el licenciado en Nutrición celebró la medida como "un gran avance en materia de salud pública". 

Podés ver IP Noticias con Melina Fleiderman, los sábados de 13 a 14hs. por IP. 

 

 

Ver más
Ver más